Otoño 2022 | Año 24 | N° 97 www.omint.com.ar
 
La pandemia en primera persona

Lic. Liria González Gamarra, MN: 70146
Jefa del departamento de enfermería de Clínica del Sol

Hablar sobre la pandemia me hace recordar cuando las estudiaba, pensando que jamás las íbamos a vivir. Sin duda representó un gran desafío para todo el personal de salud que debió reforzar los protocolos vigentes en las instituciones médicas.

Y en este punto destacamos el trabajo del personal de enfermería: intenso y movilizante. La empatía, la escucha activa y la capacidad de gestión emocional fueron clave en la atención de cada paciente.

En este contexto tan crítico, nuestra institución abrió una nueva unidad de terapia intensiva (UTI), incorporando más personal y camas dobles para pacientes con covid.  Una vez por semana todos los jefes y jefas nos reuníamos para escucharnos y apoyarnos.

Fueron muchos cambios a los que el personal de salud respondió muy bien. Aprendimos a conectarnos por Zoom, Google Meet y WhatsApp.

 

Dejamos de abrazarnos o darnos un beso para saludar con el puño. La palabra “cuidar”, para nosotros cotidiana, adquirió más fuerza.

En el transcurso de la pandemia todos vivimos situaciones de mucho estrés. Nos enfermamos, se enfermaron nuestros familiares,  y tuvimos que ser fuertes. Muchos de nuestros pacientes llegaban con complicaciones. Algunos se mejoraban, y eso nos llenaba de alegría. Pero también estuvimos tristes por los que luchaban y no podían seguir, acompañando y conteniendo a sus familiares.

Hoy nos seguimos cuidando, y cuidamos a los que asisten a nuestra institución. Esta pandemia nos unió, nos enseñó a valorar lo que tenemos. Aprendimos mucho, con aciertos y desaciertos, pero siempre con la convicción de dar lo mejor.